¿Eres diabético/a? ¿Conoces alguien que lo sea?

Si eres diabético es muy importante que extremes las precauciones en cuanto al calzado. El zapato ideal para diabéticos es aquel que te protege los pies, sea cómodo y ofrezca estabilidad.

El calzado para diabetes es uno de los puntos fuertes de Stil&Peu. Zapatos extremadamente fáciles de calzar, suaves y sin costuras internas, que dejan espacio para los dedos, sujetos al pie con cordones o velcro, y con suelas que amortigüen y sean ligeras.

El calzado para diabético de mujer, igual que el de hombre, son atractivos externamente y muy cuidados internamente, ofreciendo la más ampla selección de calzado de Catalunya. Complementamos este apartado con anchos especiales para conseguir una adecuada adaptación de zapato al pie.

Catálogo Calzado para Diabetes

A continuación, detallamos los aspectos más relevantes en cuanto a las características del calzado:

  • Calzado con los dedos y talones cubiertos.
  • El interior debe ser liso, suave y sin costuras, para evitar rozaduras.
  • Deberá adaptarse bien al pie, que no oprima, no sea demasiado ancho. Evitar que la punta del calzado sea estrecha para que los dedos puedan moverse libremente.
  • En el caso de que utilices plantilla personalizada, conseguir la correcta adaptación plantilla – calzado.
  • Que te sujete el pie correctamente, calzado con cordón o con velcros.
  • Que disponga de contrafuerte semirrígido (zona del talón).
  • Elegir el ancho adecuado de acuerdo con la medida del perímetro metatarsal (ancho antepie)
  • Suela antideslizante y con una buena base del talón, para conseguir la mayor estabilidad posible. De grueso adecuado para que absorba las irregularidades y amortigüe el impacto de la pisada con el suelo.
  • El tacón debe tener entre 2 – 3 cm.
  • La pala debe ser amplia y alta, preferentemente de material elástico (licra o piel elástica).
  • El corte del calzado confeccionado en piel, que sea flexible y transpirable.

Recomendaciones adicionales:

A.- Disponer, al menos, de dos pares de zapatos y alternar su uso frecuentemente. Conseguirá una ventilación que evitará la aparición de hongos y, finalmente invertirá lo mismo porque le durarán más, y al variar de modelo, los puntos de ajuste y presión van variando.

B.- Pruébate los dos zapatos puesto que los pies no son exactamente iguales y puede que uno te quede bien y el otro no. Asegúrate que ambos pies quedan correctamente calzados.

C.- Es importante que te asegures que no hay presión y puedes mover todos y cada uno de los dedos del pie dentro del zapato.

D.- Si usas plantillas personalizadas, llévatelas e introdúcelas en el calzado que te vayas a comprar, para asegurarte de que quedan bien y no te aprietan el pie.

E.- Asegúrate bien del correcto ajuste en el contrafuerte del zapato (zona del talón), el cual debe ser suave y que no descalce.

Por todas estas razones, te invitamos a visitar nuestra tienda donde serás atendido/a de forma individual y sin prisas, por personal técnico especializado.

Donde Estamos  Quienes Somos

 

Compartir